Artículo de mi archivo por estar de vacaciones

                                                           vacaciones 4

En el el primer post de la serie la semana pasada iniciamos una introducción al tema y comentamos, asimismo el drama por el que están pasando muchos de los avalistas o fiadores que son personas mayores y que hipotecaron sus casa pensando que era un simple formalismos y ahora ya si que, desgraciadamente, saben lo que es…pero como siempre hay que informarse antes y eso es lo que pretendemos para fiadores futuros…

Acabamos pues el anterior post definiendo a los fiadores como una o varias personas que se obligan a pagar o a cumplir en caso de que el deudor principal no lo haga …en la operación de préstamo o crédito

Los fiadores en las operaciones de préstamo y/o crédito (IIª parte)

                                                                                                                         Foto:Morguefile

El fiador o avalista se incorpora  o vincula al contrato, por escrito, en forma de una clausula más del mismo contrato normalmente se obliga en todas las obligaciones del deudor , aunque puede, ser las menos (se ha de pactar habitualmente expresamente con el acreedor) que responda solo de determinadas obligaciones y, además si existen varios avalistas o fiadores que respondan solidariamente (esto quiere decir que cada uno puede responder de todo como si solo hubiera uno.

La formalización, como hemos dicho ha de ser por escrito, normalmente ante Notario (es decir ante federatario público    al que siempre, siempre, y vuelvo a repetir, siempre debemos preguntar -y no quedarnos «muditos» cuando pregunta si hay o tenemos alguna duda- cualquier preguntas por «tonta» que le parezca…No lo es TODO ES IMPORTANTE Y NUNCA HARÁS EL RIDÍCULO POR PREGUNTAR…EN CAMBIO SERÁS RIDÍCULO SI NO LO HACES Y, LO QUE ES PEOR..TE PUEDES ARREPENTIR DE POR VIDA…DE NO HABERLO HECHO…) el Notario es una figura imparcial con obligación de verificar  que eres tú realmente quien firmas y que, sobretodo lo haces con conocimiento de que sabes lo que estas firmando…además es tiene la obligación de asesorarte y, por si esto fuera poco…es la única persona de la habitación que no tiene un especial interés en la operación, es decir es imparcial y eso implica que te dirá la verdad, cruda, clara y transparente de a lo que te obliga esa firmas….el deudor, tus hijos yernos, parientes socios no digo que no pero su explicación al igual que la del director de la oficina…siempre no tiene porque ser imparcial si no que irá normalmente dirigida a quitarle hierro al asunto para que firmes.. pero que ocurre…

La gente no pregunta al Notario y, muchas veces firman (siempre afirmando ante el Notario que no tienen dudas) pero después se lamentan  y dicen…»yo creí que…»…yo pensé que»…y entonces, como  ya  es tarde sólo podemos acordarnos del dicho «Don Creí que…y Don Pensé qué… son hijos de Don Tonteque»...